El marketing en la era digital

Hemos llegado a un momento donde la importancia de la presencia en medios digitales aumentó considerablemente y es de vital importancia para nuestros negocios. Cada vez la tecnología avanza más rápido (Ley de Moore)* y nuestras opciones igual, entonces, nuestra forma de trabajar y hacer campañas publicitarias también debería de cambiar.


Todas las plataformas nos ofrecen una gran cantidad de datos y métricas que podemos utilizar a nuestro favor. Ojo, siempre hago hincapié al hecho de que no todas las métricas son relevantes para nuestro negocio y/o campañas. Sin embargo, una vez identificadas las métricas relevantes estas nos permiten tomar decisiones en tiempo real. Es recomendable darles tiempo a las campañas para que vayan optimizándose y no hacer cambios significativos sin evidencia de por medio, pero hoy en día a la velocidad que nacen nuevas tendencias o surgen los cambios, es necesario responder a esa velocidad. Si has escuchado sobre la metodología SCRUM, sabes que se realiza por Sprints que duran semanas. Lo mismo podemos aplicar a nuestras campañas digitales.




Antes las campañas se creaban a largo plazo, una estrategia que sería idéntica por mucho tiempo. Pero las cosas ya no son así, como decía al inicio, las tendencias e intereses cambian a un ritmo acelerado. No sugiero que debemos adaptarnos a cualquier tendencia que salga, pero sí hay que entenderlas para poder medir la repercusión que podría tener para nuestra marca y campaña.


Lo que debemos hacer es: entender nuestra meta a largo plazo e ir adaptando nuestra campaña para lograrlo. No debemos casarnos con un determinado plan, sino realizar experimentos y pruebas pequeñas que duren periodos cortos para ir enfocando esfuerzos en lo que realmente nos va a dar resultados y nos ayudará a llegar a dicha meta. Usemos las métricas más relevantes dentro de las miles que podemos obtener de las herramientas tecnológicas para tomar decisiones coherentes.


Ninguna campaña es la campaña perfecta, pero podemos ir haciendo cambios pequeños para mejorarlas continuamente, hasta una pequeña frase puede tener un impacto enorme con el desempeño, por ejemplo, Black & Decker tuvo crecimiento del 17% en sus órdenes en línea con tan solo cambiar la palabra de buy a shop. Como mencioné anteriormente hagamos Sprints con nuestras campañas, que van desde las pruebas A/B, hasta probar caminos diferentes. Haz pequeños cambios y ve si mejora el desempeño, optimiza con base en la data y repite el proceso cuantas veces sea necesario.


Aprovecha los diferentes canales para probar cosas distintas, mide el impacto de tus acciones escuchando a tus clientes, optimiza tu sitio web, prueba diferentes formas de comunicación, reconecta con tus usuarios. Estás son algunas acciones extra que podemos hacer para mejorar nuestros flujos y poco a poco iremos creando una mejor atracción de clientes.

En conclusión, no te cases con una campaña a largo plazo, define un objetivo y actúa para alcanzarlo, la flexibilidad debe ser parte de tus estrategias.


*Es una relación empírica que describe que los sistemas tienden a multiplicarse x2 cada dos años, aplica en términos de tecnología principalmente.


59 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo